Cursos en linea-online a distancia por internet
Cursos en linea-online a distancia por internet
Cursos en linea-online a distancia por internet
Cursos en linea-online a distancia por internet
Los mecanismos cerebrales de los videojuegos
Inicio > Noticias y Artículos de Tecnología, Formación y Empleo >Los mecanismos cerebrales de los videojuegos


Formacion, empleo: Los mecanismos cerebrales de los videojuegos



Los mecanismos cerebrales de los videojuegos


¿Porque la industria del videojuego se ha convertido en pocos años en una de las más potentes del mundo, por delante del cine o de la música?.
¿Que virtudes hacen al videojuego tan atractivo y adictivo?¿Podemos usar esas virtudes en otras actividades humanas como el aprendizaje o el trabajo diario?.
Para responder a estas preguntas necesitamos antes comprender los mecanismos que se ponen en marcha en el cerebro del jugador.




La finalidad del videojuego.


El juego es una actividad (humana o animal) que se realiza por uno o varios participantes, con la finalidad de divertirse o entretenerse y en la que se ejercita alguna capacidad, habilidad o destreza.

El juego es utilizado por animales y personas para el entrenamiento y el aprendizaje básico de la actividad vital en la etapa de la infancia y en etapas posteriores con fines lúdicos.

Con el perfeccionamiento de la informática y el procesamiento gráfico de la información se desarrollaron aplicaciones que permitían plantear retos al usuario e interactuar al jugador con la aplicación, nacieron los videojuegos.


Los mecanismos neurologicos del videojuego.


En los videojuegos se ponen en funcionamiento mecanismos neurológicos que impulsan al jugador a resolver los retos utilizando tiempo y energías aparentemente sin utilidad práctica.

Conocer estos mecanismos nos permite aplicarlos en otras actividades humanas productivas para conseguir mayor rendimiento de esa actividad, con el componente adicional de la diversión del usuario.

Potenciar la motivación en cualquier actividad sea el aprendizaje o la actividad laboral incrementa el rendimiento del individuo, acorta los plazos de resolucion de las tareas y aporta dosis de bienestar a las personas.


Necesidades, deseos y motivación.



Las personas tienen deseos y necesidades fundamentales que les mueven a ejecutar acciones para satisfacerlos.

Estas necesidades y deseos pueden ser físicos o intelectuales y básicos o superiores, comer es una necesidad primaria y un deseo básico y físico, demostrar una teoría es un deseo intelectual superior.

Las necesidades y los deseos son activados por estímulos (internos o externos) que pueden ser imágenes, sonidos, olores, sensación táctil o incluso ideas que hacen al cerebro prever una proximidad de una recompensa.

Las necesidades y deseos se satisfacen utilizando la motivación que es un estado cerebral que activa, dirige y mantiene la conducta de una persona hacia una meta que desea alcanzar.

La motivación puede ser más o menos fuerte en función del tipo de necesidad y en función de la fuerza del estímulo. Por ejemplo: una persona que no ha comido en 4 dias tiene mayor motivación para conseguir comida que si ha comido hace 5 horas y la motivación es mayor si ve a su alcance un cordero asado que si vé un plato de insectos.

Además los estímulos pueden ser positivos o negativos. Son positivos cuando permiten prever una recompensa y empujan a la acción y son negativos si hacen prever un castigo o incomodidad y desactivan la acción.

Por tanto, la motivación es un impulso mantenido en el tiempo que empuja a la persona a ejecutar una acción y repetirla hasta llegar a su desenlace que puede ser de éxito o fracaso.


La conducta motivada.


La motivación aporta voluntad y dirección a la conducta y es la causa del comportamiento humano, está relacionada con la emoción (un sistema cerebral de valoración del beneficio o perjuicio de los actos) y los dos dependen de la relación entre la persona y su entorno.

La activación de la conducta para satisfacer una necesidad o un deseo se denomina conducta motivada y podemos deducir la cantidad de motivación del sujeto por la cantidad de trabajo que el individuo hace para conseguir superar el objetivo.

El resultado de la acción depende del esfuerzo invertido en su ejecución y este depende, a su vez, de la motivación que impulsa a la persona a conseguir ese resultado.


El centro universal de la motivación.


La zona del cerebro involucrada en la motivación que nos impulsa a ejecutar acciones que implican un esfuerzo físico o que suponen un reto mental, es el centro universal de la motivación situado en un área cerebral llamada estriado ventral.

Este centro de la motivación se activa más, cuanto más fuerte es el estímulo y genera las órdenes precisas para poner en funcionamiento los músculos implicados en el intento de culminación de la tarea o para activar la parte del cerebro involucrada si dicha tarea es solo intelectual.


El sistema de recompensa.



Una vez completado el intento de alcanzar el objetivo, si ha resultado un éxito se activa el mecanismo de recompensa que genera en el cerebro una sensación de placer que llamamos satisfacción.

Como ya hemos visto, la causa de la motivación es la potencial recompensa que el usuario prevé que puede conseguir y la decisión de seleccionar una acción está condicionada por esa recompensa que la meta o el objetivo establecido le ofrece.

La percepción de recompensa está regulada por una zona cerebral denominada sistema de recompensa.

El sistema de recompensa, activado por un estimulo exterior, envía señales neuronales, que liberan neurotransmisores, como la dopamina, serotonina u oxitocina, los cuales activan el mecanismo de recompensa, produciendo al usuario un estado de bienestar o placer que es el que se persigue en el juego o en la gamificación.

El sistema de recompensa o hedónico regula la citada sensación de placer producida por la recompensa.


La adicción en el videojuego.


Los neurotransmisores activan también el deseo de repetir la acción que nos ha llevado a la recompensa, cuando este deseo se descontrola se llega a la adicción.

Pero si el resultado del intento es un fallo se pone en marcha el mecanismo de estrés o castigo que está controlado sobre todo por la amígdala, una glándula cerebral que gestiona la sensación de miedo.

Este sistema nos defiende porque nos permite evitar daños físicos o síquicos, como un veneno o una situación de peligro y también activa una sensación de insatisfacción que puede motivar al jugador a reintentar conseguir el objetivo.

El juego, en definitiva, es una combinación de estímulos, metas y recompensas que producen en el jugador un estado mantenido de motivación para alcanzar las metas finales del mismo.


Las mecanicas y las dinámicas del juego.



Los estímulos utilizados en los juegos para activar al jugador son las llamadas mecánicas de juego mientras que las necesidades o deseos que le impulsan a la acción son las denominadas dinámicas del juego.

La técnica de desarrollo de un videojuego o de la gamificación de una tarea consiste en distribuir las mecanicas del juego a lo largo de una historia o de una actividad para conseguir que las citadas dinamicas del juego motiven al participante a un nivel suficiente como para que llegue a completar la actividad gamificada.




     Los mecanismos cerebrales de los videojuegos      

Consigue esta tablet Samsung
Gratis!






CEINTEC Centro para la Introducción de Nuevas Tecnologías
Calle Ercilla, nº 42 48011 Bilbao (Galerias Isalo) Vizcaya

Empresa inscrita en el Registro Mercantil de Vizcaya, inscripción 1, Hoja 14961, Folio 16, Tomo 2103 general del Libro 1561, Sección 3 de Sociedades. NIF: A/48272918